28.1.09

Grasa de Rodrigo Gómez

La primera vez que vi a Rodrigo Gómez fue hace cuatro años en Villa El Salvador en una lectura de poesía en el extinto y breve Bar La Noche. Luego de mi (no) performance, se me acercó junto a Héctor Hernández Montecinos-poetón archiconocido por estos lares-, luego de eso la historia se convulsionó, ese día, ese año, 2005, el proyecto polisexual tomó nuevos alientos. Al día siguiente recorríamos Barranco intoxicados por néctares afrodisiacos y picantes luego de la presentación de Puta Madre de HH en Antares, al día siguiente recorríamos los viernes de Quilca intoxicados por el humo y el rumor subterráneo del Averno. Rodrigo, HH y Eli Neira -otra amiguísma revolucionaria de la poesía- habían leído vertiginosamente frente al Cristo Antitaurino.

La última imagen que recuerdo de Rodrigo Gómez es la de una mañana en el Encuentro en Santiago de Chile "Poquita Fe", al año siguiente. Gómez, el méxicano R Flores y yo, cruzábamos zigzagueantes el Mapocho luego de terminar la jornada bebiendo vino en una copa robada en el (en Chile se prohíbe beber licor en la vía pública) Parque Forestal.

Ahora Rodrigo publica su primer -ya mítico-libro Grasa. Lo presenta este viernes en la Biblioteca Nacional de Santiago. Los que puedan ir vayan y disfruten de la buena poesía latinoamericana.

Gómez en Lima





Se trataba de hacer como que algo pasaba
se trataba de usar bien la ropa de llevar la careta y
de fingir se intentaba explicar que si bien hacia
arriba fuimos la danza acá donde estamos somos la
típica piedra que se levanta pero no escupe un
solapaje común que a ratos fascina y que raya en
sanarse mágicamente con llanto tal como sanan
súbitamente los golpes y me refiero a golpes de
mano de palo y de fierros a grupos de cuatro o de
cinco pateando la espalda y escupiendo


brígida el otro
gómez dos aguas y el adri se van
pero no dicen

dos aguas y gómez están junto al adri y al otro brillando en el cerro Polanco con un cartelito brocado muy blanco y tratan y siguen y encima este clima les cae con monos de lucha el gritito el silbato y son areneros destellan a granos


al uno le gustan cachorros y al otro le encanta patearlos inducen a
golpes de gracia midiendo las mechas y lianas de azote ligero
festivo ordinario
y urden así nada más una trampa que son ligazones de música sacra
que pega y la cantan
y dicen que no es una maña de sordo el deseo soplado por eso el
cartel es tan blanco y no dice nada por eso los monos de lucha se
venden al precio costoso de la bravura por eso confunden la pena
sordera con pena plegaria
y el aire que llega es remoto y el aire penetra este clima copioso
tropieza poderes hincando y escupen así las antipatías de un cielo
fatal granicero y celeste
el otro pregunta cuál es el viejo cómo es la cosa
y el místico rojo caracho que aplica su inercia le azota palabras de
alcohólico asesinato le cuenta las horas de vida graciosa y le chanta
unos papes de mano muy perra y vacía
aquí hay una sola y grandota manía corpórea que urge aquí como
en todo hay un coro de voces que lleva por dentro susurros que
lamen heridas del signo y azares que privan y quedan así por el
cuello jadeando su enigma de raza calcada y torcida en tirones
como disputa



dos aguas que siempre lucía tan seco mordía su labio queriendo evitar la
cosquilla que lo mojaba dos aguas pensó de repente que no escribiría que
estaba muy harto de únicamente fijarse en cuestiones que nadie recuerda
dos aguas no estaba feliz estaba más bien resignado cumpliendo la parte
formal de su mandato
el adri y el otro son chicos modernos que gustan así de la
fauna marina se dicen de todo y lo bailan se ríen del
truco y del fétido coro montaje que zumba
dos aguas en cambio dos aguas divide sus chorros de flujo
con pánico vivo y grotesco
no pide no come no duerme y se rapa la zona preciosa con
un astillado gollete
dos aguas no bebe el sólo se deja tocar por las gotas del
mismo rocío cuando amanece
me encanté porque maté
y las que murieron fueron viejas carceleras abrazando
a sus retoños
me encanté porque fue como lucir tan colorinche una
base mosaica de secretos y matanzas por encargo
es que nunca tuve tanta sangre que no pude
deshacerme de las caras y los ojos y pupilas
reventadas del recuerdo la sonrisa y el dinero que la
brígida lanzaba por montones con su gesto
cruciforme no muy bien articulado
era brigi señorita en el papel y mortal ejecutante
en oraciones de sentencia
era brigi la funesta cabecilla
fue la dueña de un rigor enloquecido por lo fija en el
deseo de imponer en alegatos su estrategia de
homicida
ella carga zurce heridas de adorancia bruta y se
menea con total afinamiento en oraciones pregoneras
y malignas

Oye brigi
si no fuera por el cómo cuando tratas
oye brigi
la flacura
los encargos
la manera
los aromas alcalinos del fierrazo
oye brigi
las ideas
los perdones imposibles
la sonrisa de papel

los alborotos



hubiera yo querido no pasar por los rigores de la risa
dibujarte muchos símbolos que sellen y abrazar con
otras capas que no fueran celofanes de vapor
aglutinante
Pero mira sólo hay matas torrenciales populares de la
música de grasa Pero mira sólo hay matas Hiper
matas revenidas capullitas procelosas verdes biombos
carnavales que me tapan City morgue de pantano
tiene matas recios tallos melenudos brotaduras
verdes láminas delgadas pútreos humedales hojas y
racimos frutas alharacas aterradas del tubérculo
tumulto de calor en esa fragua -árboles escuetos-
sólo hay matas y venenos sólo hay matas enrejadas
devorantes y rastreras sólo hay matas todo el tiempo
evaporando

yo las miro con mi pose congelada y me da frío tanto frío que dos aguas me patea las pelotas las canillas la cabeza y me revienta la mollera salen vivos serafines pejesapos carismáticos mirones lenguas bífidas de fango repasándose con áspero lamido brotan muertos brazos piqueteados /las agujas /las amarras varias fístulas y cruces pegatinas zumo percolado entre las piernas de la brigi que se agacha y saborea con su fórmula catártica mi vara saborea suave savia de mi llaga saborea semi traga dando saltos de garganta primorosa Sólo hay matas porquerías pasta blanca de orificios medulares comisura rajatripas sangre-barro revoltijo gorgoteo resinero de mucosa y vaselina Sólo hay matas que la brigi caderona ramoneando con el ano las atrapa las engulle las eructa Yo la veo masticando con su jeta gigantona no se cómo de repente voy girando bien envuelto por estopas y el ribete de las telas reflameantes grita fallas pide fallas suena fallas tira fallas órganos vitales ligamentos capsulitas corazones que se notan trajinados hígados y nylon latas y riñones tubos como tráqueas taconeadas por el humo de la hoja y la ceniza de voraces quemazones de la mata Sólo hay matas de cemento y terroneras hay algunas en manadas de jardines que se atacan y sumergen en la grasa por el vientre de dos aguas hay algunas que se quedan pegoteadas como rémoras al bazo tapizando de raíces el estómago Y dos aguas se recoge y hace arcadas con espasmos lo que intenta es rechazarlas devolver los pelotones de la savia coagulada Pero el otro se nos tira con idiomas del festín que se vomita pero el otro se abalanza desde el fondo de las ramas nos atrapa nos revienta cuando clava nuestra carne con espinas y jeringas de su plasma lagrimoso y lacerante
Y el pinchazo trae risa raja tierras crea surcos bandejones en tridente de profunda longitud aculebrada

Y el paisaje queda plano sólo brígida y dos aguas acusando sin aliento la fatiga de jugar con el demonio a los rebotes Quedan ellos /tiritando /lamentables /sonrientes escuchando todavía golpeteos sin finales de bajísima frecuencia y percusiones

puedo hacerte
más de mil
aberraciones

5 comentarios:

rodriguez de cañete dijo...

que bien que sigas publicando poemas en tu blog polisexual. buen final el de este gomez..estaremos pendientes

very very close. dijo...

giancarlo querido
como siempre preocupado de sus hermanos chilenos
abrazo gigante
brindaremos por ti mañana
p.

gianca dijo...

Gracias Paula. Siempre cardiaco pensando en los hermanos queridos de Chile. Un fuerte abrazo y mañana también levantaré mi copa y pensaré un salud con ustedes.

gianca dijo...

Rodriguez, desde ahora publicaré más seguido poemas, gracias por la visita y no dejes de estar pendiente.

zergiu dijo...

i love girls and Ass Booty